abril 24, 2018

El Día Mundial de la Meningitis se celebra cada 24 de abril con el objetivo de informar a la población mundial sobre la importancia de la prevención y vacunación de esta enfermedad.

La meningitis es una inflamación aguda de las membranas protectoras que cubren el cerebro y la médula espinal. Puede ser causada por la infección de un virus, bacterias u otros microorganismos, y en ciertos casos menos frecuencia por ciertos medicamentos. La meningitis puede ser potencialmente mortal debido a la proximidad al cerebro, ocasionando inconsciencia y lesiones cerebrales.

La meningitis puede conducir a graves consecuencias a largo plazo, como sordera, epilepsia, hidrocefalia y déficit cognitivo, especialmente si no se trata rápidamente. Un 50% de los personas que no son tratadas por esta infección pueden fallecer.

Los sintomas más comunes incluyen dolores de cabeza, fiebre, intolerancia anormal a la luz o sonidos fuertes, regidez de la nuca, y trastornos de conciencia. Los niños a menudo presentan síntomas como irritabilidad y somnolencia.

La meningitis progresa con mucha rapidez, por lo que el diagnóstico y el tratamiento precoz es importante. Es diagnosticada mediante un procedimiento médico llamado punción lumbar, en que una aguja especial es insertada dentro de la columna vertebral para extraer una muestra de líquido cefalorraquídeo que rodea al cerebro y la médula espinal.

El primer tratamiento de la meningitis aguda consiste en antibióticos y en ciertos casos drogas antivirales.

En el Día Mundial de la Meningitis, la Organización Mundial de la Salud promueve actividades e iniciativas para dar conocer esta grave enfermedad y aquellos lugares donde se registra con mayor frecuencia como Senegal y Etiopía.